Blogia
hilando recuerdos

¿Por qué te fuiste, abuela?

¿Por qué te fuiste, abuela?

Reproche

¿Por qué te fuiste, abuela?

 

¿Por qué te marchaste sin decir adiós? ¿Por qué te moriste sin decirme que te estabas muriendo hacía ya mucho tiempo? Ahora ya no me queda nada, abuela. Ni siquiera el recuerdo de tus últimas palabras. Sólo me queda el amargo dolor de saber que jamás volveré a verte. ¿Por qué te fuiste de mi lado? ¿Por qué me dejaste solo, sin tu ternura, tu afecto, tus caricias, tus abrazos? ¿Por qué, abuela? ¿Por qué? ¿Dónde quedó todo lo que sentías por mí?

Miro hacia el cielo, veo la luna, las estrellas, y pido que una de ellas seas tú. Para que ilumines mi camino, ese camino que de pronto me resulta tan solitario y vacío sin tu presencia.

He llorado tanto pero tanto frente a tu imagen, dormida dentro del ataúd. Todavía no lo puedo creer. ¡Te fuiste sin despedirte! El destino te arrancó de mi lado. Te llevó lejos, muy lejos, para siempre.

Te fuiste sin decir adiós y no me dejaste tus últimas palabras para recordarlas por siempre. Tan sólo me dejaste un dolor inmenso en el alma, un dolor que no logro apaciguar con nada.

¿Por qué te fuiste si prometiste quedarte conmigo para toda la vida? ¿Por qué, abuela? ¿Por qué? ¿Acaso me dejaste de querer? ¿Dónde queda todo lo que decías sentir por mí? ¿Te lo llevaste contigo?

Te fuiste sin decir adiós y ya no me queda nada. Tan sólo me queda el dolor, un dolor inmenso y profundo, que trato de calmar llorando frente a tu tumba.

……………………………………………………

Desde el alma

En la casa solariega



Juegan las niñas rayuela,
en el patio de la abuela,
hacen los niños bailar,
su trompo de airosa esfera,

Sueñan las mozas besar,
Por vez primera un mozuelo.
Tejen las niñas núbiles sueños
en torno al brillante ajuar,
que se estrenará este día,
en la boda de la tía.

Sueñan las madres con ver,
La cosecha de sus sueños,
en los retoños que pronto,
sus alas desplegarán,
surcando su propio cielo.

Sueña la abuela con ver,
la casa llena de hijos,
nietos, bisnietos, sobrinos,
parientes y conocidos,
bailando el vals al amparo,
de la casa solariega.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres